Running: Zapatillas para correr

Crónica Triatlón Castro 2019: ¡Mejorando marca personal y sensaciones gracias a un plan de entrenamiento individualizado!

Crónica Triatlón Castro 2019: ¡Mejorando marca personal y sensaciones gracias a un plan de entrenamiento individualizado! ComentarioComentarios
por Redacción Imprimir | Miércoles, 07 de agosto 2019
Siguenos en

IZARO ANTXIA PULIDO | El Triatlón de Castro 2019 no cabe duda de que no es cualquier prueba para mí. Primero, porque esta fue mi estreno en la distancia olímpica allá por 2018. Segundo, porque era el triatlón de casa de mi club, el KTT Grupo ZEM.

Llegaba a este 4 de agosto después de llevar entrenando desde el 24 de junio, las diferencias con respecto al año pasado fueron dos. La primera, la alimentación, que con la ayuda de una nutricionista, he ido cambiando hábitos y adaptándolos a mi actividad deportiva diaria lo que me había hecho llegar con los mismos kilos que el año pasado, pero con mucha menos grasa y, por lo tanto, mucho más en forma. La segunda, es que decidí adaptar los entrenos de carrera, mi sector más débil, a los que Runnea Academy me proponía, dándome una preparación de fondo que ha sido uno de los grandes éxitos de este triatlón en lo que se refiere a mi rendimiento.

¡Descubre Runnea Academy y activa tu plan de entrenamiento!

Triatlón de Castro 2019: La natación, el primer sector siempre complicado - foto 1

La natación, el primer sector siempre complicado

La mañana empezaba bien, con nervios, pero con la seguridad de que estaba preparada para este nuevo reto además tuvimos la suerte, quienes nadando no somos tan hábiles, de que el neopreno estaba permitido al estar el agua a 21 grados y eso me dio aún más confianza para este sector, así que me dispuse a tomar la salida a eso de las 9:05 de la mañana con la intención de, esta vez sí, disfrutar del recorrido.

Se dio la salida y enseguida traté de coger un ritmo de nado cómodo y mantener la calma que para mí siempre resulta difícil en este sector. La llegada a la primera boya fue muy limpia sin ningún roce y manteniendo la respiración acompasada. El problema, una vez más, vino cuando llegó ese primer giro ya que, al no ver la boya del final, me empezó a entrar la ansiedad y el miedo que me resultaba difícil de gestionar y, más aun, cuando ya se había dado la salida de los chicos y empezaban a pasarme a toda velocidad por todos los lados. Yo sabía que iba haciendo eses, pero no lograba ver la boya, así que traté de mantener la calma y seguir nadando, aunque ya sabía que esto no estaba empezando nada bien.

Al final, después de mucho tiempo, conseguí ver una de las boyas que, por desgracia, no era la que tenía que pasar primero sino la segunda con lo que tuve que rectificar, una vez más, para llegar a esa maldita boya roja que no había conseguido ver. Al final, hice los giros y ya solo me quedaba nadar recta hasta las escaleras y salir del agua. Tocada moralmente y con ganas de coger la bici empecé a escuchar los gritos de las chicas del Alpha Team que estaban animando, miré el reloj y...Había hecho casi 1.700 metros de los 1.500 que tenía el sector de natación...una barbaridad!!! Así que, con esos ánimos que no cesaban, me dirigí hacia la bici, hice una transición bastante mejor de lo habitual y me puse en camino.

Triatlón de Castro 2019: El ciclismo, punto fuerte y las sensaciones empiezan a mejorar - foto 2

El ciclismo, punto fuerte y las sensaciones empiezan a mejorar

Comenzaba mi punto fuerte, esos casi 38 kilómetros montada en la bici en los que, este año, decidí no poner acoples y me lancé a por ello. Tenía miedo, tenía dudas que se mantuvieron en el primer repecho, la subida al alto de la cruz, y continuaron hasta llegar al túnel de Mioño, pero, en cuanto mis piernas se pusieron el mono de trabajo me tome el primer gel, las sales y el agua, todo empezó a funcionar.

Los kilómetros fueron cayendo y me sentía muy fuerte. En los repechos cortos no tenía que quitar el plato, y las subidas más largas las hacía con un pedaleo muy alegre y tratando de desgastarme lo menos posible hasta que, a la mitad de la primera vuelta, en la bajada, un bache hizo que se me saliera la cadena y me tuve que parar, no fue mucho tiempo, pero si lo suficiente para que perdiera el ritmo que tenía y que me costó unos kilómetros recuperar.

Tal vez te interese: Cómo preparar el ciclismo de tu primer triatlón por Rubén Ruzafa

Llegue al final de la primera vuelta y, otra vez, volví a escuchar los gritos del Alpha Team en la bajada a Brazomar (Gracias, de verdad) Eso me dio más fuerza e hice una segunda vuelta impecable, incluso guardando fuerzas para poner en mi crono de ciclismo 1 hora y 32 minutos para los casi 38 kilómetros ¡Nada menos que 6 minutos menos que el año pasado y sufriendo la mitad! increíble para mí, no podía pedir más, así que volví a hacer una buena transición, cogí el gel que me quedaba y me dispuse a salir a por los 10 kilómetros de carrera que me quedaban para la ansiada meta.

Triatlón Castro 2019: Carrera a pie, último y definitivo sector con confianza - foto 3

Carrera a pie, último y definitivo sector con confianza

Aquí es donde siempre tengo dudas, donde me hundo y donde no me llega la gasolina y ese, precisamente, era mi mayor miedo. Sufrir más de la cuenta y desear que todo terminase a mitad de carrera como me pasó el año pasado. Decidí comprobar si esos entrenos con Runnea Academy, específicos para media maratón, habían servido y vaya que si sirvieron.

Cogí un ritmo cómodo al principio mirando pulsaciones constantemente y buscando buenas sensaciones. Solo en la parte de vuelta desde el dique de Castro noté un poco de pesadez de piernas, pero tras pasar ese tramo, volvieron las buenas sensaciones con lo que ya sabía dónde era el lugar para regular más. Cogí un ritmo aproximado de 6:15 y pronto vi que me acercaba a mi compañera Ari, que había terminado la bici poco antes que yo. Ella es mucho más fuerte que yo corriendo, pero no estaba pasando por un buen momento así que quise ayudarla y tratar de terminar juntas el triatlón, pero pronto me dijo que no podía y tuve que seguir sola de nuevo.

Cogí ritmo y mis kilómetros estaban siendo como un reloj suizo, entre 6:15 y 6:20 casi todos y con buenas sensaciones. Cuando ya iba por la mitad de la segunda vuelta, volví a ver a Ari girando lo que me quitó la preocupación que tenía por haberla visto mal. Nos animamos las dos y continuamos la marcha. Solo quedaban 4 kilómetros y medio y todo iba muy bien, tan bien que seguía temiendo un reventón en los últimos kilómetros y guardé un poco de fuerzas hasta ese último giro que ya me hacía enfilar la recta de meta.

Triatlón Castro 2019: Soltando la tensión en forma de lágrimas en meta - foto 4

Soltando la tensión en forma de lágrimas en meta

En ese momento me empecé a emocionar, las lágrimas empezaron a caer y empecé a acordarme de l@s que ya no están aquí, conmigo, pero que son mi fuerza día a día. Me acorde de que estos meses no habían sido solo duros físicamente, sino mentalmente. En junio había fallado en algo muy importante para mí, y eso me quitó las ganas de entrenar, pero no me rendí, no quería hincar la rodilla, pero la fatiga mental había sido un auténtico lastre así que, me llegué a derrumbar justo al cruzar la línea de meta. No miré el tiempo aún pero ya sabía que había sido mejor que el año pasado.

Tal vez te interese: Las mejores zapatillas de triatlón 2019

No podía parar de llorar apoyada en lo primero que pillé esa tensión salió en forma de lágrimas y no podía parar, se acercó una amiga y me abrazó eso fue lo que me tranquilizó para pararme y mirar el reloj. No daba crédito a lo que veían mis ojos 3 horas 11 minutos y 11 segundos marcaba mi reloj ¡Casi 25 minutos menos que el año pasado y sin ninguna sensación de desfallecimiento en ninguna ocasión!...Era increíble haber logrado esa marca para mí y me daba mucha moral para el próximo, el día 8 de septiembre en Sestao, al ladito mismo de casa.

Triatlón Castro 2019: Mejor marca personal con Runnea Academy - foto 5

Ese domingo para mí se ha convertido en uno de los momentos más bonitos de mi vida deportiva, sino el más bonito, ver a mis compañer@s animando por todos los lados a amig@s que se habían acercado a verme y a toda la gente que gritaba mi nombre fue inolvidable. Puede que esto no sea para la historia, pero desde luego si lo ha sido para MI historia. Le dio sentido a todo lo sufrido los últimos meses y me hizo ver que valgo más de lo que yo misma creo en muchas ocasiones.

Preparar un triatlón: 5 problemas habituales y 5 soluciones en competición

Ahora solo me queda continuar con las mismas ganas, seguir entrenando y preparando los siguientes retos que me quedan para poder disfrutarlo, porque al final los tiempos son los que permanecen en el papel, pero las sensaciones y las vivencias personales son las que se quedan en tu piel y en tu mente, por eso es importante el disfrutar del deporte porque siempre te deja cosas que son eternas.

Triatlón Castro 2019, próximos retos deportivos de Izaro Antxia, Runnea Women Team - foto 6

Siguenos en

Deja tu comentario

Tienes que estar registrado para poder comentar

Enlaces relacionados

  1. Crónica Marimurumendi 2019: ¡Finisher en su primer maratón de montaña en la Ehunmilak tras superar 42km y +2300m!

    Crónica Marimurumendi 2019: ¡Finisher en su primer maratón de montaña en la Ehunmilak tras superar 42km y +2300m!

    Un sueño estaba a punto de cumplirse y no me esperaba que fuera así de bien. Ya puedo decir que soy finisher en la prueba de la Ehunmilak 2019. Más concretamente en la carrera Marimurumendi, después de superar 42 kilómetros de distancia y 2.300 metros de desnivel positivo
  2. ¿Cómo mantener nuestro plan de entrenamiento en verano para preparar la Behobia San Sebastián 2019?

    ¿Cómo mantener nuestro plan de entrenamiento en verano para preparar la Behobia San Sebastián 2019?

    Para correr sin riesgos es necesario que trabajemos no solo la carrera continua, las series, los cambios de ritmo y todas esas cosas a las que nuestro cuerpo se va acostumbrando poco a poco. Hay algo que no podemos descuidar, la fuerza
  3. ¿Cómo elegir la zapatilla de running para mujer adecuada? Las 5 claves para acertar con tu compra

    ¿Cómo elegir la zapatilla de running para mujer adecuada? Las 5 claves para acertar con tu compra

    La principal diferencia entre los pies masculinos y femeninos radica en la anchura, "el pié femenino es, por lo general, más estrecho y por lo tanto más propenso a la aparición de juanetes", señala Rut Delgado Hernando, Podóloga y Posturóloga. Estas diferencias inciden directamente en el rendimiento y en el progreso, en esta ocasión, en Runnea, señalamos las principales características del pie femenino.
  4. 7 razones por las que la copa menstrual es la mejor opción para correr con la regla

    7 razones por las que la copa menstrual es la mejor opción para correr con la regla

    Mujer y runner, un binomio que nos identifica. El ciclo menstrual constituye una parte fundamental en nuestras vidas y afecta, en mayor o menor medida, a nuestras rutinas deportivas. La regla, como comúnmente la llamamos, es un indicador natural de nuestra salud y, con el fin de frenar el flujo sanguíneo menstrual hacemos uno de distintos dispositivos absorbentes como las compresas, tampones o la copa menstrual. Desde Runnea queremos hacernos eco de una auténtica revolución para las mujeres, hoy queremos hablaros de la copa menstrual.
  5. Cómo afronto las últimas semanas antes de mi primera maratón de montaña

    Cómo afronto las últimas semanas antes de mi primera maratón de montaña

    Llegamos a las últimas 2 semanas antes de mi primera maratón de montaña. Son15 días en los que los nervios empiezan a florecer. Han sido meses duros, de dejar muchas cosas de lado, de sacrificar muchos fines de semana en entrenar y hacer las tiradas largas, en madrugar para ir a carreras en modo entrenamiento, de nervios, de incertidumbres.

© RUNNEA Copyright 2019.