Joma Atomic: Review

Estás viendo
Joma Atomic
Comparar
Joma Atomic
Todavía no tenemos precios de Joma Atomic, pero los tendremos en breve

¿Quieres estas zapatillas más baratas?

Te avisamos cuando estén disponibles

Una zapatilla que da mucho más de lo que cuesta

Muchas veces tengo discusiones (a veces acaloradas) con algunos que se empeñan en racanear un puñado de euros al comprar las zapatillas de correr o cuando alargan su vida útil hasta que prácticamente asoma la planta del pie en la zona de la suela. No digo que haya que cambiarlas cada dos por tres, pero teniendo un poco de cabeza y atendiendo a las posibilidades que nos brindan algunas marcas, hacer lo que comento es totalmente absurdo.

Con Joma tenemos un claro ejemplo de que la calidad no tiene por qué estar reñida con el precio y no hay más que mirar en su catálogo para ver varias zapatillas que dan mucho más de lo que cuestan. Por supuesto, hablamos de “buen precio” sin necesidad de esperar a descuentos o promociones, que ya no tendría gracia, me refiero a los precios de base, "de temporada".

Y, por si fuera poco, esta empresa toledana se permite el lujo de tener también una gama media en la que apuran aún más en precio de salida sin que eso suponga una mapa calidad del producto como vamos a ver a continuación, en esta prueba a fondo de las Atomic, nuevo modelo de Joma para este otoño-invierno 2015.

Review Joma Atomic

Mediasuela y Amortiguación

Premisa: la simplicidad reduce costes y da menos problemas. Aplicación práctica: mediasuela de una pieza con un phylon todo de la misma densidad, trabajando el molde para que varíe el comportamiento según los requisitos de cada zona.

Éste es el razonamiento que parecen haber aplicado al concebir la mediasuela de las Atomic. Es un bloque con unas alturas totales de unos 30 milímetros en el talón y estimándole unos 12 milímetros de drop (no lo he medido con precisión, es estimado) que dejarían el antepié a unos 18 milímetros.

La clave de la mediasuela es su contundencia, más que por estas alturas que acabo de citar, por el volumen que adquiere en la cara interior y por su reducida flexibilidad.

En la cara interior le han sobredimensionado bastante la mediasuela, dan mucho apoyo desde el talón y, como no doblan ni torsionan fácilmente, se perciben muy estables. Además, como son bastante anchas, la estabilidad global es muy grande, quizá no tanta como en unas Hispalis, pero no le andan muy a la zaga.

Review Joma Atomic

Ese aumento de rigidez lo han conseguido sin necesidad de recurrir a piezas rígidas en el mediopié (p. ej. el Stabilis al que nos tenían acostumbrados) y, aunque, está muy logrado en la parte del talón y mediopié, se agradecería una mayor flexión, sobre todo, de cara a darle un poco más de dinamismo.

Aunque veáis una especie de lámina superior coloreada, insisto, es toda del mismo polímero y lo único que hace que varíe el comportamiento que se percibe es el grosor o la forma que adopta. Respecto a estas formas, es como si fueran varias capas superpuestas (en los laterales vemos una especie de acordeón) sobre la que han añadido un dibujo triangulado (lo que vemos en el reborde) que se supone que trabaja para que haya mayor o menos resistencia en función de la zona. Por ejemplo, en el talón los triángulos son más “picudos”, mientras que en antepié son más planitos y se chafan con más facilidad.

La verdad es que no funciona mal la mediasuela de las Atomic y, aunque el material utilizado no está a la altura de los “súper compuestos” que se están lanzando ahora como el Boost o el Charged y el tacto sea algo tosco y firme, aguanta una buena cantidad de kilómetros (a pesar de que se le ve arrugarse bastante pronto) y resiste bien el envite de corredores de cierto peso así que puede compensar lo ganado por lo perdido.

Review Joma Atomic

Suela

Tiramos de clásicos de Joma: mucho caucho, grueso, durable, taqueado, contacto con el suelo... pero agarre regulero, sobre todo en mojado.

La suela esta toda cubierta con una gruesa capa un caucho duro que sólo deja al aire los cortes que quedan a modo de ranuras de flexión y un pelín en la zona media.

Hace gala a su nombre (Durabilidad) y resiste lo indecible ante la abrasión de cualquier superficie, pero si hay agua, cuidado, sobre todo, si la superficie es lisa.

El hecho de que sea tan duro y tan gruesa la capa contribuye a que el tacto percibido al correr sea más bien firme y que, salvo en las ranuras de flexión, que no ceda fácilmente.

La configuración de los tacos y las ranuras de flexión está claramente enfocada a pisadas neutras y no dispone de ranuras longitudinales curvadas a modo de guía como se ve últimamente en la mayoría de zapatillas. El apoyo del pie es algo "a bloque", no demasiado progresivo, lo que le quita bastante confort para quien no pisa neutro, aunque le da mayor estabilidad ante los pronadores.

Review Joma Atomic

El diseño del taqueado, con ranuras tan profundas las hace muy aptas para correr fuera de asfalto, no en plan trail running, pero sí por tierra compacta, parques, etc. De hecho, en esos casos, hasta aguanta bien el hecho de que haya llovido, aunque tiende a acumular barro.

Quizá la suela es la parte que más desmerece a las Atomic, aunque yo ya lo he dado como una causa perdida en las Joma, no sé cómo no se ponen las pilas de una vez para dar con unas suelas que sean mínimamente decentes en mojado porque les permitiría salvar los muebles y en los modelos mejores, no les haría perder tantos puntos.

Review Joma Atomic

Upper

Al contrario que con la suela, con el upper no se pueden tener grandes quejas salvo algún detallín relativo al ajuste y, probablemente, sean en gran parte cosas relacionadas con la morfología del pie del corredor.

Es un upper bicapa donde la parte exterior es de un tacto tirando a nylon, relativamente resistente y con un dibujo bastante abierto y una capa interior algo mas tupida y suave, todo ello, ligerísimamente acolchado.

Por encima de esta doble capa, el conjunto de refuerzos va pegado o cosido, según las zonas y aquí es donde sorprende porque, por lo que cuestan, uno no se esperaría esos acabado y, mucho menos, pegados.

La puntera, como siempre se la refuerzan mucho, incluyendo la pestaña del dedo gordo que a algunos gusta y tranquiliza mucho de cara a las roturas de esa zona.

Desde el primer ojal salen varias tiras sintéticas pegadas (cuatro por el exterior y tres por el interior) para dar un ajuste holgado pero no excesivamente laxo y que no crea puntos de presión conflictivos.

Review Joma Atomic

La "J" del logo hace también funciones de sujeción pero, contando con la amplitud de la horma, quizá se echa en falta alguna estructura que transmita algo mejor el ajuste que aplicamos mediante los cordones, semiplanos ellos y fácilmente deshilachables si se enganchan.

La lengüeta es grandecilla y gruesa, acorde a la cantidad de acolchado tan generosa que tiene el collar que, si bien es confortable en cuanto al tacto, es quizá más ancho de lo recomendable y puede dar problemas a los que tengan los tobillos finos ya que no disponen de ojal adicional. Al no disponer de este último agujero, la única solución es apretar más el último o dos últimos pasos y el nudo final, pero eso tiene el riesgo de que nos pasemos con la presión y generemos algún tipo de problema en los tres tendones que quedan en la parte delantera del tobillo.

Es una pena ese fallito del ajuste porque la zona del talón es bastante contundente, en la parte de mediasuela y suela como ya hemos visto antes y en la parte del contrafuerte y construcción del upper. Posiblemente estrechándole un pelín el collar y añadiéndole un simple ojal adicional se mejoraría mucho el ajuste del tobillo (no me he atrevido a hacerle esa operación quirúrgica pero no la descarto y, si la hago, amplío información por si es de utilidad).

No andan nada mal en cuanto a la durabilidad y resisten bien los típicos roces producidos por el uso al correr y, en cuanto a la transpirabilidad, sin ser las más frescas del mercado, cumplen bien, se pueden utilizar todo el año. La única pega podría venir si nos llueve porque el acolchado recoge bastante agua y, si hace frío puede ser una faena pero, en el fondo, no será un problema porque no creo que si está lloviendo decidamos salir con ellas, al menos, si vamos a ir por superficies lisas (si vamos a ir por tierra compacta no las descartaría porque cumplen decentemente en el tema del agarre).

Review Joma Atomic

Horma

Mucha amplitud en todas las dimensiones y en todas sus zonas, como suele ser habitual en Joma.

A muchos les gusta esa amplitud, sobre todo a los que tienen los pies grandotes o necesitan plantillas personalizadas pero, en algunos modelos en los que se suma un collar amplio como pasa con las Atomic o en las que el ajuste del empeine es demasiado generoso, pueden generar algún que otro quebradero de cabeza.

En antepié hay mucho espacio, tanto a lo ancho como a lo alto y en empeine, quitando la percepción del soporte interior, también hay mucha amplitud, lo que permite alojar perfectamente las plantillas como comentaba antes, porque no marcan apenas el arco.

En cuanto al talón, no hay que dejarse engañar por la primera sensación de la primera pisada porque sí son anchas, lo que pasa es que dan bastante apoyo y a alguno le puede parecer que son menos amplias de lo que realmente son.

En cualquier caso, es una horma bastante homogénea, amplia, sí, pero las dimensiones son coherentes. Y, respecto a la talla, normal, mantendría la talla USA de referencia.

Review Joma Atomic

Dinámica

Las Atomic son unas zapatillas rodadoras, para ir a ritmos medios o bajos porque, a pesar de la firmeza de su mediasuela, no es una dureza reactiva, de esas que rebotan y te devuelven la fuerza que imprimes al contactar con el suelo.

No obstante, no es sólo por el polímero utilizado en la mediasuela sino que también incluye en esa “pachorra” el hecho de que tienen mucha base, la gran resistencia a la flexión y torsión que tienen, … todo suma y no se puede tener todo a la vez.

Lo agradecerán mucho los que tengan pisadas inestables no tanto por la sujeción o impedimentos que le pueda poner el upper ante movimientos indeseados, sino por “la mitad de abajo” (mediasuela y suela). Es decir, no son unas zapatillas “con corrección”, sino que son “unas neutras bastante estables”.

Para mí, el punto clave es el tema del tacto, que es lo que puede hacer que gusten mucho o nada porque, muchas veces, los que quieren zapatillas anchas y rodadoras tranquilas, buscan un tacto blandurrio, algunas veces incluso chicloso y de eso no encontrarán nada en las Atomic, que tienen muy poquito recorrido en la amortiguación. No son una tabla, pero apenas cede la mediasuela. Lo bueno, que con el calor o según pasan los kilómetros no varía mucho el tacto que tienen.

Sin embargo, no os penséis que son un muermo o un ladrillo porque rondan los 300 gramos (289 gramos en el 8.5 USA que hemos estado probando) que, para la chicha que tienen está bastante bien.

Así que, a quien le guste el tacto firme, una opción a tener en cuenta porque, como quien dice, por cuatro duros, tienes unas zapatillas resultonas, amplias, cómodas, duraderas, para meter kilómetros de rodajes tranquilos, … eso sí, siempre que no sea por suelo mojado. En todo lo demás, sin miedo con ellas, aguantarán impertérritas todos los kilómetros que queramos meterles.

Review Joma Atomic

PROs & CONs

PROs

  • Relación calidad / precio. Precio irrisorio y calidad más que decente.
  • Amplitud de horma.
  • Duración de la suela.
  • Estabilidad.

CONtras

  • Agarre en mojado.
  • Ajuste del tobillo.
  • Flexibilidad delantera.


Review Joma Atomic

Valoración del probador de Runnea

  • Ligereza: 8.
  • Amortiguación: 7.
  • Flexibilidad: 6.
  • Respuesta: 6.
  • Estabilidad: 8.
  • Agarre: 8.

1 usuario ha consultado sobre esta zapatilla de running

1 usuario ha opinado sobre esta zapatilla de running

© RUNNEA Copyright 2019.